dijous, 27 de desembre de 2007

Bill Gates y Mafalda: claves del éxito

En estos dias de ocio tengo tiempo de ver qué hace la gente del negocio. Al parecer al magnate Bill Gates lo van invitado desde hace tiempo a dar charlas en las escuelas norteamericanas para que asesore a los chavales y les dé consejos de cómo alcanzar el "éxito" en la vida. En esta presentación se resume el punto de vista del magnate: la escuela no nos prepara realmente para desenvolvernos con destreza en la sociedad. Además la política educativa de "vida fácil" ha originado supuestamente una generación sin concepto de la realidad y esta política ha llevado a las personas a fallar en sus vidas después de la formación escolar.

Bill Gates no es profeta de mi devoción precisamente. Sus obras benéficas están muy bien, aunque más bien parecen pura operación de marketing. No lo considero un modelo ético a difundir entre los jóvenes. Está bien lo de la filosofía del esfuerzo, pero no enfocada hacia un único objetivo, a saber: el de la productividad, el beneficio económico o el enriquecimiento personal.

El fracaso escolar es fracaso de todos. Corregidme, si me equivoco, pero creo que la falta de tiempo para disfrutar de un aprendizaje más allá del exigido académicamente, de motivación intrínseca por el trabajo diario, o de autocrítica ante resultados negativos no son características exclusivas de nuestros alum@s.
Entre Bill Gates y Mafalda me quedo con esta última.

3 comentaris:

Ana ha dit...

¿¿motivación intrínseca por el trabajo diario?? Será una broma, ¿no?

Sebastià Giralt ha dit...

Doncs trobo que en Billy té raó en moltes de les coses que diu, encara que tens raó que hi ha gent per a qui l'objectiu a la vida no és guanyar molts diners.

Em quedo amb aquesta frase:

Si penses que el teu professor és dur, espera a tenir un cap. Aquest sí que no tindrà vocació d'ensenyament ni paciència.

santi ha dit...

Quería decir, Ana, no sé si me hice entender, que solemos esforzarnos -generalizo- sólo cuando hay una compensación añadida.
Lo de la pèrdua del valor que suposa l'esforç personal venim escoltant-ho constantment als darrers temps, però si ho diu Bill Gates pareix que siga més seriòs, per això el post.
De tota manera, no trobes, Sebastià, que potser sí hi ha per ahí professors que estaríen millor de cap en una empresa? Parle d'aquells que els agrada tindre fama d'òs.
El nordamericà deixa de banda la part més humana o cultural que suposa el coneixement i l'esperit de superació. Per això i per la finalitat crematística que hi ha al darrer de les seues idees, preferisc els irònics i més càlids consells de Quino.