dimarts, 15 de novembre de 2011

¿Cómo empezar ATHENAZE y no morir en el intento?

Con el método “tradicional” la cosa estaba clara. Se explica un fenómeno gramatical y se practica a continuación con la traducción directa de frases o pasajes originales que sirvan de ejemplo. ¿Pero cómo abordamos los textos continuados de un método como ATHENAZE que pretende ser inductivo-contextual? 
Una primera opción -la que yo mismo seguía la primera vez que lo usé- es dar los textos a los alumnos para los traduzcan ayudados por el listado de vocabulario bilingüe que ofrecen las distintas ediciones a pié de página o en márgenes. De este modo, sin embargo, no practicamos la lectura cursiva ni se produce una comprensión global de los textos.
Hay colegas que prefieren dar ya el texto traducido para dedicarse en clase a hacer varias lecturas en voz alta, con y sin el texto delante, antes de pasar a los ejercicios y actividades de refuerzo escritas y orales.
Yo no renuncio a la labor de traducción, pero dejo esta tarea para el final, comprobando posibles problemas de asimilación de los contenidos en la wiki colaborativa creada a tal efecto. Pero antes de empezar a leer cada vez veo más conveniente introducir a los alumnos en las cuestiones básicas que plantea la unidad. Dejo aquí un ejemplo visto hoy en clase con el que he conseguido que los chavales olvidaran por un momento que tenían a última hora examen de los verbos irregulares del inglés.

1 comentari:

Ramon Torné Teixidó ha dit...

em sembla que Athenaze progressa molt ràpidament quant a vocabulari, potser massa.